OptimalCareInc Cerrar
Buscar Ir Búsqueda avanzada
English (Home)

Dolor de rodilla

El dolor de rodilla es muy común. Es particularmente común en las personas activas que exigen mucho a sus rodillas, como los corredores. Este dolor afecta más a las mujeres que a los hombres.

Su rótula (patela) es un hueso redondo y grueso. Esta cubre y protege la parte frontal de la articulación de la rodilla. Se desliza por una guía del hueso del muslo (fémur) como parte de la articulación patelofemoral. Una capa de cartílago rodea el lado interior de la rótula. Esa capa la protege del raspado contra el fémur.

Cuando este cartílago se alisa y se rompe, puede causar dolor de rodilla. Esto es en parte debido al estrés repetitivo. Ese estrés irrita el revestimiento de la articulación. Esto causa dolor en el hueso que está por debajo.

¿Qué causa el dolor de rodilla?

Muchos factores pueden causar dolor de rodilla. Es posible que en su caso haya más de una causa. Algunos de esos factores son los siguientes:

  • uso excesivo de la articulación de la rodilla;

  • alineación incorrecta de la rótula con los tejidos que la rodean;

  • daño a los nervios pequeños de la zona;

  • daño a la estructura tipo ligamento que sostiene la rótula en su lugar (retináculo);

  • lesión del hueso debajo del cartílago;

  • hinchazón de los tejidos blandos que rodean la rótula;

  • lesión.

Usted tiene más probabilidades de tener dolor de rodilla si:

  • hace mucho ejercicio;

  • aumentó recientemente la intensidad de su entrenamiento;

  • tiene un índice de masa corporal (IMC) superior a 25;

  • su rótula está desalineada;

  • camina con sus pies muy volteados para dentro o fuera;

  • los grupos de músculos que rodean la rótula están débiles (músculos vasto interno y abductor de la cadera);

  • tiene demasiada tensión en los grupos musculares que la rodean (isquiotibiales o banda iliotibial);

  • hace poco tiempo que se lesionó la zona;

  • es mujer.

Síntomas del dolor de rodilla

Este dolor de rodilla es sordo y se presenta en el frente de la rodilla, en la zona que rodea la rótula y debajo de esta. Puede aparecer rápida o lentamente. Su dolor podría empeorar cuando usted se agacha, corre o se sienta por mucho tiempo. Subir escaleras puede resultarle difícil y doloroso. A veces, también puede sentir como si su rodilla cediera. Es posible que tenga síntomas en una o en las dos rodillas.

Diagnóstico del dolor de rodilla

Su proveedor de atención médica le preguntará acerca de su historia clínica (antecedentes de salud) y síntomas. Asegúrese de describirle todas las actividades que empeoran su dolor de rodilla. También revisará su rodilla. Este examen incluirá pruebas de su rango de movimiento, fuerza y zonas de dolor en su rodilla. Se revisará la alineación de su rodilla.

Su proveedor de atención médica necesitará descartar otras causas de su dolor de rodilla, por ejemplo, artritis. Es posible que usted necesite realizarse una prueba de diagnóstico por imágenes, como una radiografía o una resonancia magnética (RMN).

Tratamiento del dolor de rodilla

Los tratamientos que pueden ayudar a aliviar sus síntomas pueden incluir los siguientes:

  • Evitar por un tiempo las actividades que empeoran su dolor y luego retomar la actividad de a poco.

  • Aplicar hielo sobre su rodilla cuando le duela.

  • Tomar analgésicos de venta libre, como los AINE.

  • Usar una rodillera o encintar la rodilla para brindarle soporte.

  • Compresión para prevenir la hinchazón

  • Use plantillas especiales para ayudar a que sus pies tengan una alineación adecuada.

  • Elevación de la rodilla

  • Haga ejercicios especiales para estirar y fortalecer los músculos alrededor de la cadera y la rodilla.

Estas medidas ayudan a la mayoría de las personas a manejar el dolor de rodilla. Sin embargo, en algunos casos el dolor de rodilla necesita tratarse con cirugía. Probablemente, no necesite operarse enseguida, sino una vez que los demás tratamientos no funcionen. Su proveedor de atención médica puede derivarlo a un cirujano ortopédico. Este cirujano hablará con usted sobre sus opciones.

Prevención del dolor de rodilla

Bajar de peso y corregir el exceso de tensión muscular o la debilidad puede ayudar a reducir el riesgo.

En algunos casos, puede prevenir el dolor de rodilla. Para ayudar a prevenir que el dolor de rodilla empeore, tome las siguientes medidas:

  • Haga regularmente todos los ejercicios que le recomiende su proveedor o fisioterapeuta.

  • Entre bien en calor antes de hacer ejercicio.

  • Brinde apoyo a su rodilla según las recomendaciones de su médico o fisioterapeuta.

  • Aumente el entrenamiento gradualmente, y baje la intensidad cuando sea necesario.

  • Haga que un experto revise su forma de correr o de practicar otras actividades deportivas.

  • Estire adecuadamente antes y después de hacer ejercicio.

  • Reemplace regularmente su calzado para correr.

  • Baje el exceso de peso.

Cuándo llamar al proveedor de atención médica

Llame enseguida a su proveedor de atención médica si:

  • Sus síntomas no mejoran después de algunas semanas de tratamiento.

  • Presenta cualquier síntoma nuevo.

© 2000-2021 The StayWell Company, LLC. All rights reserved. This information is not intended as a substitute for professional medical care. Always follow your healthcare professional's instructions.