OptimalCareInc Cerrar
Buscar Ir Búsqueda avanzada
English (Home)

Cirugía para extraer un hidrocele (hidrocelectomía)

Vista lateral del escroto, donde puede verse un hidrocele alrededor del testículo.

Un hidrocele es una bolsa de líquido que se forma alrededor de un testículo. Se produce cuando se acumula líquido en la capa de tejido que cubre el testículo. Puede deberse a una infección o una lesión en el testículo. Sin embargo, a menudo se desconoce la causa. Un hidrocele grande puede producir dolor o hinchazón en el escroto. La hidrocelectomía es una cirugía que se hace para quitar el hidrocele.

Preparativos para la cirugía

Prepárese para la operación tal como se le indicó. Además, haga lo siguiente:

  • Asegúrese de informar a su proveedor de atención médica acerca de todos los medicamentos que usa, incluidos los medicamentos con receta y los de venta libre. También incluye las vitaminas, las hierbas medicinales y otros suplementos; y los anticoagulantes, como warfarina, clopidogrel o aspirina. Quizás tenga que dejar de usar algunos o todos estos medicamentos antes de la cirugía, según las instrucciones de su proveedor.

  • Siga las instrucciones que le hayan dado con respecto a no comer ni beber antes de la cirugía.

El día de la cirugía

El procedimiento lleva unos 30 minutos. Es probable que pueda volver a su casa ese mismo día.

Antes de la cirugía

  • Le pondrán una vía intravenosa en una vena del brazo o de la mano. Por esta vía, le enviarán líquidos y medicamentos (tales como antibióticos).

  • Le darán medicamentos (anestesia) para evitar que sienta dolor durante la cirugía. Puede ser anestesia general, en cuyo caso usted estará profundamente dormido. Puede que le inserten un tubo por la garganta para ayudarlo a respirar.

  • Es posible que le apliquen anestesia local o le den algún medicamento que le adormezca la zona para ayudar a aliviar el dolor después de la cirugía. El médico, el anestesiólogo o el enfermero anestesista pueden darle más información.

Durante la cirugía

  • Le harán un corte (incisión) en el escroto.

  • Le quitarán el líquido del hidrocele. Le extraerán el tejido que forma la bolsa alrededor del hidrocele o modificarán su posición. Esto es para que no vuelva a acumularse líquido.

  • Posiblemente le coloquen un tubo delgado (drenaje) en la incisión para ayudar a eliminar el líquido. Este tubo se quitará en el consultorio unos días después.

  • La incisión que le hayan hecho en el escroto se cierra con puntos o cinta quirúrgica.

Después de la cirugía

Lo trasladarán a una sala donde se recuperará de la anestesia. Un enfermero lo vigilará y comprobará que no esté dolorido. Quizás sienta sueño o náuseas. Si le pusieron un tubo de respiración, es posible que tenga dolor de garganta al principio. Puede que le coloquen una compresa de hielo en la zona operada. Esto ayuda a reducir la inflamación. También es posible que le den un suspensorio para que use. Esto ayuda a aliviar el dolor y la hinchazón, y previene las lesiones. Cuando esté listo para regresar a su casa, pida a un familiar o a un amigo adulto que lo lleve.

La recuperación en el hogar

Cumpla con todos los cuidados que le indicaron para su casa. Durante su recuperación, haga lo siguiente:

  • Para ayudar a reducir la hinchazón, aplique hielo o una compresa fría sobre el escroto, tal como le hayan indicado. Haga esto durante un máximo de 15 minutos cada vez. Para hacer una compresa de hielo, coloque cubitos de hielo en una bolsa plástica que pueda cerrarse. Envuelva la bolsa en una toalla o un paño limpio y fino. Nunca aplique hielo ni una compresa de hielo directamente sobre la piel. Siga usando la compresa de hielo durante 2 días o hasta que disminuya la hinchazón.

  • Tome los analgésicos (calmantes del dolor) recetados según le hayan indicado.

  • Cuide la herida tal como le indicaron.

  • Siga las recomendaciones de su proveedor de atención médica respecto a ducharse. Evite nadar, tomar baños en la bañera, usar un hidromasaje y cualquier otra actividad en la cual la herida quede cubierta por agua hasta que el proveedor le diga que puede hacerlo.

  • Use un suspensorio o ropa interior ajustada, según le hayan indicado.

  • No levante nada pesado. Haga ejercicio según las indicaciones.

  • No tenga relaciones sexuales por 4 semanas, o según le hayan indicado.

  • No conduzca hasta terminar de tomar los analgésicos que le hayan dado y su proveedor le diga que ya puede conducir.

Cuándo debe llamar a su proveedor de atención médica

Llame a su proveedor en cualquiera de los siguientes casos:

  • Fiebre de 100,4 ° F ( 38 °C ) o más alta, o según le indique el proveedor de atención médica

  • Síntomas de infección en el sitio de la incisión, como los siguientes:

    • Aumento del enrojecimiento o de la inflamación

    • Calor

    • Empeoramiento del dolor

    • Supuración maloliente

  • Sangrado en la herida de la cirugía

  • Dolor que empeora o que no se calma con analgésicos

  • Más dolor o hinchazón en el escroto o la zona de la entrepierna

Cuándo llamar al 911

Llame al 911 de inmediato si tiene los siguientes síntomas:

  • Dolor en el pecho

  • Dificultad para respirar

Visitas de control

Tendrá visitas de control para que su proveedor de atención médica pueda controlar su recuperación. También es posible que tenga puntos de sutura o un drenaje quirúrgico que es necesario quitar. Asegúrese de decirle a su proveedor si tiene preguntas o preocupaciones sobre su recuperación.

Riesgos y complicaciones posibles

Todos los procedimientos conllevan riesgos. Los siguientes son algunos de los riesgos posibles:

  • Sangrado.

  • Infección.

  • Formación de coágulos de sangre.

  • Regresa el hidrocele.

  • Lesión en el testículo y las estructuras cercanas, que puede ocasionar infertilidad.

  • Riesgos relacionados con la anestesia (el anestesista o enfermero anestesista hablará con usted sobre estos riesgos).

© 2000-2020 The StayWell Company, LLC. 800 Township Line Road, Yardley, PA 19067. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.